ROL en ESPAÑOL
Skip

WoW-Azshara

Post has published by Nalo

Población: 9,000 (50% naga, 15% gigante marino, 10% sátiro, 10% elfo de la noche, 8% engendro de dragón azul, 7% tauren, 5% Alto Elfo, 5% furbolg)
Asentamientos principales: Ninguno.
Idiomas: Nazja, darnassiano, taur-ahe, ursine.
Fe: Chamanismo, Azshara, Arkkoroc, Elune.
Recursos: Artefactos, caza, piedras preciosas, oro.
Afiliación: Disputada.

Después de la Gran Separación, una buena parte de Ashenvale pasó a llamarse Azshara para recordar a los elfos de la noche sus errores. Los elfos de la noche consideran que el bosque está maldito, y pocos están dispuestos a permanecer en el área por mucho tiempo.

Los árboles en sí no se ven tan mal como los de Frondavil y partes de Ashenvale, pero están atrapados en un perpetuo estado de otoño.

Azshara está cubierto de ruinas Altonato, muchas de las cuales han sido tomadas recientemente por los asquerosos sátiros y naga. Quizás aún más intrigante es la presencia del vuelo del dragón azul en el área, lo que ciertamente implica que hay algo importante aquí. Los azules son muy territoriales y es probable que ataquen a cualquiera que deambule por las ruinas que reclaman.

Afortunadamente, los engendros de dragones azules aquí son comunes y lo suficientemente visibles como para que un transeúnte no vaya al territorio de los dragones por accidente.

Debido a los rumores sobre objetos mágicos en el área, tanto la Alianza como la Horda han establecido campamentos en el área para investigar. Tampoco espero tener demasiado éxito con tantas criaturas peligrosas en el área, pero el tiempo lo dirá.

Si bien los naga son la raza más poblada del área, son relativamente recién llegados, y muchas otras personas habitan el área. Tanto los elfos de la noche como los altos elfos buscan recuperar el área para su gente, pero en la actualidad, ninguna raza tiene los números para hacer mella en la ocupación naga o el vuelo de los dragónes azules.

Afortunadamente, ninguna faccion ha sido lo suficientemente sabia como para enojar a los dragones para que los saquen completamente del área, al menos por ahora.

Hay una buena cantidad de Furbolgs de Timbermaw en la región, y creo que son nativos de la zona. Los Timbermaws son una de las pocas tribus furbolg que permanece sin corrupción. Si bien las Timbermaws no están contaminadas como muchos furbolgs, siguen siendo agresivas con los extraños, principalmente porque son el objetivo de los tontos que piensan que están corruptos.

Cuando tienen la oportunidad, hablan, pero se necesita un poco de esfuerzo para ganar la confianza suficiente para poder acceder a su sistema de túneles. No pude entrar esta vez, pero planeo ayudarlos un poco más tarde y ver a dónde van sus túneles.

El terreno de Azshara es desigual, con una sola carretera principal que representa el único terreno llano en la mayor parte del área. Las colinas y montañas son traicioneras, y un escalador inexperto sin duda tendrá dificultades para alcanzar los picos más altos.

El pico más alto que pude encontrar en el área estaba protegido por engendros de dragones azules y, como tal, no puedo informar lo que se puede encontrar allí.

La mayoría de Azshara está salpicada de árboles antiguos, pero también hay algunas llanuras abiertas, tanto en las puntas noreste como sureste del continente. Varias islas también están incluidas en la región, y algunas de ellas son notables.

Hace unos meses, un miembro del Gremio de Exploradores construyó una plataforma de aterrizaje adecuada para una máquina voladora en una de las islas más alejadas del sur. Sugeriría que nuestras máquinas voladoras patrullen esa área de forma regular y la usen como punto de parada para excavaciones en el área.

Noté la presencia de varios elementales de agua en una isla al noreste de La plataforma de aterrizaje. Estaba bastante lejos, y no me gustaba pelear con los elementales si demostraban ser hostiles, así que los dejé solos.

Bahía de tormentas: La costa este de Azshara se llama Bahía de tormentas, y destaca por varias razones. Primero, forma una media luna casi perfecta, con puntos norte y sur extendiéndose mucho más al este que el centro. Esto hace que nadar hacia las pequeñas islas que cubren el área sea más fácil desde las puntas, ya que está bastante lejos del centro de la bahía a cualquier otra tierra sólida.

En segundo lugar, el nombre de la bahía es preciso: truenos, relámpagos y maremotos golpean constantemente las ruinas aquí, haciendo de la bahía un lugar peligroso.

Hay pocos asentamientos formales en Azshara, y no hay ciudades intactas, pero sin embargo, aquí reside una gran cantidad de personas y monstruos. En general, los naga, los sátiros y los engendros de dragones controlan las ruinas, y todos los demás se ven obligados a buscar otros lugares para acampar.

Campamento Valormok (campamento, 250): este pequeño campamento es el punto de partida para la mayoría de las fuerzas de la Horda en el área, y consiste en poco más que una reunión de unas pocas tiendas y muros toscos.

Aún así, es mejor que las propiedades que la Alianza tiene en el area: no tenemos nada más que una pista de aterrizaje y un par de aliados elfos de pie por aquí y por allá.

Eldarath: Antes del cataclismo, Eldrath era una de las ciudades más bellas de los elfos de la noche. Ahora en ruinas, los naga lo han recuperado, y el poderoso señor de la guerra Krellian controla las ruinas de los restos destrozados del templo de Elune.

Aproximadamente la mitad de las ruinas de la ciudad están bajo el agua, y no tenía ganas de hacer un esfuerzo para explorarlas en ese momento. Mucha diversión submarina ya se avistaba en mi futuro.

The Forlorn Ridge: esta enorme área en el centro-este al sudeste de Azshara está controlada por el vuelo azul del dragón. La presencia del vuelo del dragón azul en Azshara es inusual; Mientras que un ejército permanente de varios cientos de engendros de dragones está presente en Azshara, solo un dragón completo habita con ellos.

Este enorme dragón, Azuregos, no es agresivo de inmediato y deambula por gran parte del sudeste de Azshara. Cuando me acerqué al dragón, él me ignoró por completo al principio, pero después de que me identifiqué, estaba dispuesto a hablar.

Su mensaje era simple: había cosas en este lugar que no estaban destinadas a los ojos de los mortales, y aunque entendió mi curiosidad, sugirió que abandonara el área de inmediato. Cuando un dragón azul del tamaño de una pequeña ciudad sugiere que haga algo, tomo esa solicitud en serio.

Los engendros dragones azules no son permisivos con los extraños en su territorio, y tuve que retirarme para evitar una pelea. Realmente me gustaría mantener nuestras relaciones con los dragones positivas.

Monumento Ravencrest: la península sureste más lejana está marcada por una tremenda estatua de Lord Kur’talos Ravencrest, Lord of Blackrook Hold.

Lideró a los ejércitos contra el primer asalto de la Legión Ardiente antes del Cataclismo, y por lo que puedo decir, él es lo más cercano que tenían los elfos nocturnos a lo que llamaríamos un paladín. La estatua está en muy mal estado, solo las patas siguen en pie. El resto del coloso se hace pedazos.

Sin embargo, después de 10,000 años, es notable que la estatua aún exista. Debo admitir que me impresionó. El trabajo en piedra aquí compite con algunos de nuestros mejores artesanos, solo las piernas son tan altas como nuestras legendarias estatuas en Loch Modan y Forjaz.

A los Naga también parece gustarlex, porque había bastantes vigilando algunos santuarios en el área. Me dirigí a uno de los ellos, y vi un par de estatuas nagas extrañas, pero no pude discernir qué son o que hacen exactamente.

Templo de Arkkoran: otro antiguo Templo de Elune ahora pertenece a Arkkoran, el supuesto dios de los gigantes marinos. Aparentemente, los cangrejos llamados Makura y los múrlocs en el área piensan que él también es una especie de divinidad (o al menos parecían estar pidiendo su ayuda cuando les presenté de primera mano mi “puntería enana “).

Afortunadamente, sus hijos demostraron ser lo suficientemente mortales: tuve que dejar a un par en mi camino para mirar el templo. Desafortunadamente, alrededor de media docena de gigantes vigilaban la entrada del templo, así que me contenté con mirar desde la distancia.

Acampé durante unas buenas horas, con la esperanza de ver al dios a dar un paseo, pero él nunca vino. Después de preguntarlo a algunos de los elfos de la noche en el área, dijeron que tuve suerte: aparentemente Arkkoran solo sale del templo cuando está de mal humor, y decidí que ese no sería el mejor momento para hacerle unas cuantas preguntas.

La ciudad de los elfos de la noche de Eldrath fue una de las más grandes antes del Cataclismo, y quizás la más dañada durante la explosión. Cuando el Cataclismo destrozó el continente de Kalimdor, gran parte de la parte oriental de Azshara fue destruida y se sumergió bajo el agua, dejando solo aproximadamente la mitad de Eldrath en la superficie.

Las partes restantes de la ciudad fueron severamente dañadas, y aunque quedaron algunos edificios habitables, la mayoría de ellos se han derrumbado en los 10,000 años transcurridos desde entonces.

Un efecto secundario de toda la destrucción repentina es que muchos especulan que hay numerosos objetos mágicos desatendidos que quedan en las ruinas, tanto bajo el agua como sobre el suelo. Este rumor es verdadero y falso: ciertamente hay objetos de poder aquí (recogí una baratija o dos yo mismo) pero no se podria decir que están descuidados, incluso descontando a los naga y los dragones, hay muchos cangrejos y gigantes marinos que custodian este lugar. Por no mencionar el clima y que muchas de las ruinas están plagadas por fantasmas y espectros de los Altonatos.

Atrás